LA VACUNA: Capítulo 6, ATRAPADA EN LA RED

Era evidente que la relación de ambos no era muy cordial. Mary detestaba acudir al despacho de Christopher para informarle de los resultados de cualquier trabajo. Por ello, ponía de manifiesto un mecanismo de autodefensa, expresándose con frases cortas y, a menudo, con monosílabos.

―Entonces… mañana tendremos los resultados ―aseguró Christopher Norton―. ¿Qué te han comentado nuestros científicos?

―Las impresiones de ellos son positivas. Creen que la vacuna es todo un éxito. Hasta ahora no han detectado ningún fallo, no han tenido ningún problema, ni efectos secundarios.

―Me alegro, Mary. Ya sabes lo importante que es para nuestra empresa este proyecto. Ven a verme mañana, a primera hora, con un dossier detallado de todos los resultados ―sentenció él, como casi siempre, con una orden.

―De acuerdo.

―A propósito, ¿qué sucedió en la cena con Jeff Colleman?

―No… nada de particular.

―¡Nada de particular! ―exclamó él, esbozando una sonrisa de malicia―. Una cena basada en manjares exquisitos, con un paseo de madrugada por las callejuelas de la ciudad y un tierno baile en la penumbra de un pub. A eso lo llamas nada de particular.

En aquel momento Mary Fishers se dio cuenta que estaba atrapada en una trama peligrosa que había menospreciado en un principio. El juego era real y el aceptar participar en él, suponía asumir todas las consecuencias. Estaba metida en una conspiración y ella figuraba en el papel principal. Su rol, a partir de entonces, consistiría en tomar todas las precauciones posibles. Por eso, pasó al ataque.

―¿Cómo… sabes tú todo eso?

―Yo procuro estar enterado de todo, es mi obligación. Ya sabes que yo pongo mucho celo profesional a mi trabajo.

―¡Me estáis espiando! ―exclamó ella, llena de indignación, mientras se ponía de pie y apuntaba con su dedo índice a Christopher Norton.

―Yo no lo llamaría así. Simplemente quiero verificar que todo sigue su curso.

―Chris, sabes una cosa…

―¿Cuál?

―Que eres un cerdo ―respondió Mary Fishers, liberando la rabia contenida desde hacía muchos años.

―Por ahora, no voy a tener en cuenta tus palabras. Es lógico que estés enfadada y descargues tu ira contra mí.

―Me importa un pimiento que lo tengas en cuenta o no. Creía que te conocía, pero ahora es cuando sé que eres más ruin y despreciable de lo que pensaba.

Christopher Norton se puso de pie. Mirando fijamente a los ojos de Mary le dijo:

―Aquí me tienes. Estaré esperándote cuando todo esto termine ―Estaba desafiante. No obstante, debía mantenerse sereno y procurar que Mary obtuviera la información que precisaba. Se sentó de nuevo, gesto que fue imitado por Mary―. Cambiando de tema, ¿estás preparada?

―¿Para qué? ―inquirió ella.

―Para conseguir la información que necesitamos.

―Claro que sí ―respondió ella, con firmeza―. Yo también pongo todo el celo en los asuntos que emprendo.

Y salió del despacho dando un portazo.

Copyright: Francisco Belda Maruenda

 

Aquí acaba el sexto capítulo de LA VACUNA: una novela que te estoy publicando en este Blog por capítulos. Mi deseo, si el tiempo y mis obligaciones me lo permiten, es publicar dos capítulos cada semana.

Aquí te dejo los enlaces a los capítulos anteriores, para que los puedas leer:

Te quiero pedir un favor muy importante para mí:

Estoy muy ilusionado con esta novela, por lo que si te ha gustado este capítulo de LA VACUNA, así como los anteriores, y piensas que le puede gustar a tus amigos o contactos, te quiero pedir que me eches una mano compartiendo este capítulo a tus amigos a través de email, WhatsApp, Facebook, Instagram, Twitter o tus demás redes sociales.

¡Te aseguro que me ayudas muchísimo!

¡Ni te imaginas cuánto!

Millones de gracias si lo compartes y un abrazo de todo corazón.

Déjame tu comentario o tu crítica sobre el capítulo y aparecerá más abajo.

Y, si quieres que te envíe un email cada vez que publique un capítulo, SUSCRÍBETE AL BLOG: más abajo en el móvil o en la barra lateral en el ordenador.

¡Que tengas un día maravilloso!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.